Contactos analíticos:
Delfina Cavanagh, Buenos Aires, (54) 114-891-2153; delfina.cavanagh@standardandpoors.com
Joydeep Mukherji, Nueva York, (1) 212-438-7351; joydeep.mukherji@standardandpoors.com



Resumen
  • Varios años de buen crecimiento económico y de superávits fiscales y en la cuenta corriente han reducido la carga de la deuda de Bolivia, fortalecido su liquidez externa e incrementado su resistencia económica frente a shocks negativos.
  • La creciente estabilidad económica, así como las medidas regulatorias y los mayores requerimientos de reservas, han contribuido a un descenso de la dolarización en el sistema financiero.
  • Subimos nuestras calificaciones soberanas de largo plazo en moneda extranjera y local de Bolivia a ‘BB’ desde ‘BB-’.
  • La perspectiva se mantiene estable, lo que refleja nuestra expectativa de continuidad en las políticas económicas del país tras las elecciones programadas para este año.


Acción de Calificación
Nueva York, 15 de mayo de 2014.- Standard & Poor’s Ratings Services subió sus calificaciones soberanas de largo plazo en moneda local y extranjera del Estado Plurinacional de Bolivia a ‘BB’ desde ‘BB-’, y confirmó la calificación de corto plazo en ‘B’. La perspectiva se mantiene estable. También revisamos nuestra evaluación de riesgo de transferencia y convertibilidad (T&C) del país a ‘BB’ desde ‘BB-’.

Fundamento
El alza de la calificación de Bolivia refleja la mayor resistencia económica del país ante shocks negativos debido a su persistente crecimiento del PBI y de los superávits fiscales y en la cuenta corriente. Bolivia ha presentado superávits en la cuenta corriente desde 2003 y superávits fiscales desde 2006. Este sólido desempeño económico sostenido ha contribuido a un descenso en el nivel de la deuda neta del gobierno general, que proyectamos caerá a 12% del PBI en 2014 desde 31% en 2007, y ha impulsado la liquidez externa del país. Las reservas internacionales, excluyendo los activos del banco central para financiamiento futuro de empresas del sector público, se situaron en 47% del PBI en 2013. Proyectamos que los requerimientos de financiamiento externo bruto de Bolivia sumarán 54% de los ingresos de la cuenta corriente y reservas utilizables en 2014. Estimamos que el país tenga una posición neta de acreedor externo equivalente a 104% de los ingresos de la cuenta corriente para este año.

El PBI ha crecido a un promedio de 5% desde 2006, y subió a 6.8% en 2013 –incluso más rápido que el promedio. Nuestra proyección indica que el PBI per cápita alcanzará los US$3,000 en 2014, más del doble que el nivel en 2007. El crecimiento del PBI per cápita promedió 3.4% en los últimos cuatro años y proyectamos que promediará 3% en los próximos cuatro años.

La mayor estabilidad económica, así como las medidas regulatorias y los mayores requerimientos de reservas, han contribuido a reducir la dolarización en el sistema financiero, mejorando la efectividad de la política monetaria. Los depósitos denominados en dólares disminuyeron a 23% de los depósitos totales a principios de 2014 desde 94% en 2002, y los créditos denominados en dólares se redujeron a 11% de la cartera total desde 97% durante el mismo periodo.

Nuestras calificaciones de Bolivia reflejan su sólido balance fiscal y externo, su amplia liquidez externa y sus perspectivas de crecimiento favorables. También reflejan el escenario político fragmentado del país, así como su dependencia fiscal y de las exportaciones de materias primas (commodities), las cuales pueden estar sujetas a volatilidad en sus precios. Los sectores de hidrocarburos (principalmente gas natural) y minerales representaron más de 80% de las exportaciones totales en 2013. Una tercera parte de los ingresos del gobierno general provienen directa o indirectamente de los hidrocarburos.

La incertidumbre y fragmentación política han disminuido en los últimos años, tras los cambios cruciales en la constitución nacional y en las políticas económicas desde la elección del Presidente Evo Morales en 2005. Sin embargo, la inversión del sector privado se ha mantenido por debajo de 8% del PBI en los últimos dos años, lo que refleja en parte la estrategia del gobierno para canalizar la inversión del sector público en sectores clave de la economía y aligerar la incertidumbre que afecta la confianza de los inversionistas.

Perspectiva
La perspectiva estable se basa en nuestra expectativa sobre la continuidad de las políticas económicas del país tras las elecciones programadas para este año. La continua inversión del sector público, especialmente en gas natural y petróleo, debería sostener el crecimiento del PBI por encima de 5% en 2014 y probablemente en un promedio de 4.6% durante los próximos tres años. La balanza de la cuenta corriente probablemente será superavitaria en un 2% del PBI en los próximos dos años.

La implementación pragmática de leyes recientemente aprobadas que afectan tanto a empresas públicas como privadas aumentará la probabilidad de que continúe la inversión en los sectores de recursos naturales e industriales, sentando las bases para el crecimiento futuro del PBI. El éxito en el impulso a la exploración y desarrollo de gas natural y petróleo mejoraría las posibilidades de continuar incrementando la producción. La combinación de un continuo crecimiento del PBI, una mayor producción de hidrocarburos, y una diversificación gradual de la economía, fortalecería la capacidad de Bolivia para sortear un descenso potencialmente marcado en los precios de los commodities, lo que llevaría al país a una calificación crediticia más alta.

Por el contrario, un incremento potencial en la incertidumbre en torno a las políticas económicas podría dañar la inversión privada. Ello, aunado a una inversión baja o ineficaz del sector público, que no logre fortalecer la capacidad productiva del país (especialmente en el sector de hidrocarburos), podría reducir el crecimiento del PBI. Una caída inesperada, considerable y de largo plazo en los precios de los commodities, en ausencia de mayores volúmenes de exportación, también podría reducir el crecimiento económico. Tal escenario podría dar por resultado crecientes déficits fiscales y en la cuenta corriente, revirtiendo los avances macroeconómicos de los últimos años. El aumento resultante en la vulnerabilidad del país ante shocks adversos podría llevarnos a bajar las calificaciones.

El crédito doméstico ha crecido rápidamente en los últimos años, y se situó en casi 53% del PBI en 2013 desde un 40% en 2010, aunque el nivel de dolarización ha descendido sustancialmente. El rápido crecimiento del crédito destaca la importancia de una aplicación cautelosa de las políticas regulatorias. Esperamos que el gobierno aplique, de manera pragmática, la legislación financiera que aprobó a fines de 2013 –mediante la cual otorgó al gobierno potestad adicional para establecer las tasas de interés y dirigir el financiamiento a sectores específicos—, a fin de contener el riesgo de incurrir en pasivos contingentes futuros que pudieran debilitar la calificación.

Estadísticas Clave

Estado Plurinacional de Bolivia--Indicadores Principales
  2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013 2014e 2015p 2016p 2017p
PBI nominal (miles de millones de US$) 13.1 16.7 17.3 19.6 24.0 27.1 30.6 33.9 37.3 41.0 45.0
PBI per cápita (US$) 1,335 1,663 1,696 1,884 2,262 2,501 2,776 3,019 3,265 3,517 3,789
Crecimiento real del PBI (%) 4.6 6.1 3.4 4.1 5.2 5.2 6.8 5.5 4.9 4.5 4.5
Crecimiento real del PBI per cápita (%) 2.4 4.0 1.3 2.1 3.2 3.2 4.8 3.6 3.0 2.6 2.6
Cambio en la deuda del gobierno general/PBI (%) -6.5 1.9 3.7 1.4 2.6 3.4 2.3 -0.4 1.3 1.5 1.6
Balance del gobierno general/PBI (%) 2.3 0.0 -2.0 -0.1 -1.1 1.8 1.3 1.0 -0.8 -0.9 -0.9
Deuda del gobierno general / PBI (%) 39.3 35.4 38.8 35.6 32.2 32.0 30.6 27.2 26.0 25.2 24.5
Deuda neta del gobierno general / PBI (%) 31.1 25.8 26.1 20.4 17.6 15.5 13.6 11.9 12.1 12.6 13.0
Gastos de intereses del gobierno general / ingresos (%) 3.9 2.4 4.7 4.9 3.0 2.6 1.7 2.1 2.2 2.6 2.8
Otros activos de instituciones depositarias dentro del sector residente no gubernamental / PBI (%) 37.8 35.8 38.9 41.6 43.8 49.3 53.9 53.8 53.7 53.6 53.6
Crecimiento del IPC (%) 11.7 11.8 0.3 7.2 6.9 4.5 5.7 5.0 5.0 5.0 5.0
Necesidades de financiamiento externo bruto / ingresos de la cuenta corriente más reservas utilizables (%) 64.5 52.9 48.4 50.0 56.6 50.0 51.5 54.1 54.4 55.0 55.8
Balance de la cuenta corriente / PBI (%) 11.1 12.0 4.1 3.9 0.3 8.3 3.3 2.7 1.2 0.6 0.5
Balanza de la cuenta corriente / Ingresos de la cuenta corriente (%) 22.2 23.0 10.2 9.2 0.7 16.6 7.2 5.9 2.6 1.4 1.2
Deuda externa neta en sentido estricto / Ingresos de la cuenta corriente (%) -38.2 -55.3 -92.0 -86.1 -81.1 -74.7 -71.6 -75.2 -74.7 -71.7 -67.2
Pasivos externos netos / Ingresos de la cuenta corriente (%) 18.7 -17.2 -37.3 -39.0 -38.1 -37.5 -37.1 -36.8 -33.6 -29.5 -25.3
e-estimación p-proyección
Nota - Otras instituciones depositarias son las corporaciones financieras (excluyendo el banco central), cuyos pasivos se incluyen en la definición nacional de masa monetaria. Las necesidades de financiamiento externo bruto se definen como los pagos de la cuenta corriente más la deuda externa de corto plazo al cierre del año más los depósitos de no residentes al cierre del año anterior más la deuda externa de largo plazo que vence dentro del año. La deuda externa neta en sentido estricto se define como el saldo de los financiamientos de los sectores público y privado en moneda local y extranjera de no residentes menos las reservas oficiales menos los activos líquidos del sector público en manos de no residentes menos los créditos del sector financieros, depósitos con, o inversiones en entidades no residentes. Una cifra negativa indica el financiamiento externo neto. IPC Índice de Precios al Consumidor



Criterios

  • Metodología y supuestos para calificar Gobiernos Soberanos, 24 de junio de 2013.
  • Methodology For Linking Short-Term And Long-Term Ratings For Corporate, Insurance, And Sovereign Issuers, 7 de mayo de 2013.
  • Methodology: Criteria For Determining Transfer and Convertibility Assessments, 18 de mayo de 2009.


Artículos Relacionados
  • Plurinational State of Bolivia, 31 de mayo de 2013

De acuerdo con nuestras políticas y procedimientos aplicables, el Comité de Calificación fue integrado por analistas calificados para votar en él, con experiencia suficiente para transmitir el nivel adecuado de conocimientos y comprensión de la metodología aplicable (vea la sección de “Criterios y Artículos Relacionados”). Al inicio del Comité, su presidente confirmó que la información proporcionada al Comité de Calificación por el analista principal había sido distribuida de manera oportuna y suficiente para que los miembros tomaran una decisión informada.

Después de que el analista principal presentó los puntos relevantes iniciales y explicó la recomendación, el Comité analizó los factores fundamentales de calificación y los aspectos clave, de conformidad con los criterios aplicables. Los factores de riesgo cualitativos y cuantitativos fueron considerados y analizados, tomando en cuenta el historial y las proyecciones. El presidente del Comité se aseguró de que cada miembro votante tuviera la oportunidad de expresar su opinión. El presidente o su persona designada al efecto, revisó el reporte para garantizar que este coincidiera con la decisión del Comité. Las opiniones y la decisión del Comité de Calificación se resumen en los fundamentos y perspectiva indicados arriba.